Cuando la literatura infantil y juvenil se fue de festival… - BiblogTecarios

Cuando la literatura infantil y juvenil se fue de festival…

Y como decía el hashtag utilizado en este evento #EstamosDeFestival (que, por cierto, fue TT el día 22 de noviembre), estuvimos de festival, la literatura infantil y juvenil, #LIJ, se fue de fiesta en el 2º Festival Iberoamericano de literatura Infantil y Juvenil que se celebró en el Centro Cultural Miguel Delibes de Valladolid, organizado por la Fundación Santillana y la Fundación Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, la Junta de Castilla y León, en calidad de anfitriona de esta edición, y la colaboración de Editorial Loqueleo, Prisa Radio, El País y el Organismo Internacional de Juventud para Iberoamérica (OIJ). La capital del Pisuerga tomó así el relevo de la exitosa primera edición que se celebró en Bogotá, Colombia los pasados 31 de mayo y 1 de junio, donde el Plan Nacional de Lectura y Escritura ‘Leer es mi cuento’​ fue uno de los protagonistas.

El festival contó con la asistencia de quienes contribuyen incesantemente a crear nuevas generaciones de lectores: escritores, ilustradores, investigadores, escritores, comunicadores, mediadores, padres, madres y bibliotecarios, procedentes de diferentes países iberoamericanos -España, Ecuador, México y Chile-, y también estuvo abierto a la participación de los auténticos protagonistas, niños y jóvenes de hoy, adultos lectores de mañana. Contó con actividades culturales, de tipo teatral y musical, así como debates entre expertos, presentación de experiencias de éxito y conferencias de especialistas de alto nivel. Además, se organizaron talleres sobre escritura e ilustración para niños y jóvenes, y un encuentro virtual sobre las nuevas formas de lectura digital.

festival-iberoamericano_lij

Primera jornada, 22 de noviembre

Tras las presentaciones e inauguraciones oficiales, la primera jornada del Festival, el martes 22 de noviembre, se dedicó al público juvenil -unos 300 alumnos de 3º y 4º de la ESO y Bachillerato de ocho institutos de la Comunidad- y a todos el festival nos regaló en la mañana de la primbtera jornada, una divertida improvisación teatral y el evento #estonoesunamesa: un creativo taller experimental de Booktuber presentado por Óscar López, director de Página2 de RTVE e impartido por el reconocido Booktuber Sebastián G. Mouret.

 

Acabó la mañana con una entrevista a Javier Cercas. En esta entrevista, según el blog del IES Ribera de Castilla de Valladolid, el autor animó a disfrutar de la lectura a todos los presentes y dijo cosas tan interesantes como : “Cualquier sitio es bueno para leer”, “No somos nosotros los que leemos los libros sino que son los libros los que nos leen a nosotros”, “Internet nos da acceso a muchísima más información por lo que puede traer una nueva cultura mucho más rica que la anterior” y “Es una contradicción que las lecturas sean obligatorias porque debe ser un gusto voluntario”.

Por la tarde, reconocidos expertos como Roberto Balado Gómez, Carlos Travesí de Diego, Elena P Jiménez Pérez y Fátima Serione, coordinados por María del Pilar González García hablaron de Lectura y educación. Los escritores e ilustradores María Fernanda Heredia, Maite Carranza, Fernando J. López, Sandra López, moderados por Juan José Lage hablaron de Lectura y vida. Y la acabaron los Mediadores de lectura, Diego Gutiérrez del Valle, Fernando Martos Parra y Pedro Mencía Herreras “mediados” por Clara Budnik. Todas las participaciones de la tarde están disponibles aquí y la información sobre los participantes en las diversas mesas aquí. Me parece más importante destacar sus ideas en conjunto, algunas de las cuales se pueden resumir en la necesidad de desescolarizar la lectura, sin exámenes ni evaluaciones; de inventarse fiestas de la lectura (y de la información) en las bibliotecas, de que la lectura (y la información y los eventos), sean en sí una fiesta; de lo necesario que es leer antes de saber leer (lectores potenciales): cuentos, retahílas, adivinanzas, estimular el amor por la palabra, por las historias, por la lectura, porque la lectura visibiliza realidades, provoca debate y provoca empatía; leer para aprender, leer para pensar, leer para entretenerse, leer para crecer, leer para mejorar porque los libros nos dejan vivir mucho más que dos vida; reforzar los vínculos, ya de por sí especiales, que se crean entre lectores y “leídos” con la práctica de la necesaria lectura en voz alta; de la lectura como un juego, pero con todo su significado, por ejemplo con el momento: “sabes qué?” (lectura + información); de lo imprescindible que resulta implicar a la familia (lectura, formación…) y de que las bibliotecas escolares sean accesibles, acogedoras, centro del centro, decoradas, con mascotas o personajes protagonistas ; las bibliotecas son centros de conocimientos, centros de poder  y debemos promocionar el hábito lector no sólo desde el área de Lengua y Literatura, sino que debe ser un proyecto de todo el centro y comunidad educativa. Es necesario, en definitiva, despertar la CURIOSIDAD por saber y por comprender la información relevante y las mejores tecnologías para la animación y el fomento de la lectura son la EMOCIÓN y PASIÓN.

flij1

Segunda jornada, 23 de noviembre

La mañana del miércoles 23 de noviembre transcurrió entre la historia que nos leyó Teloncillo Teatro y los cuentos que nos narraron María Fernanda Heredia, Rafael Ordóñez y la ilustradora Violeta Monreal, quién a través de su arte travieso y con un dibujo que fue elaborando sobre la marcha, nos dió tres consejos básicos para ponernos a trabajar: 1. Atreverse a empezar un trabajo, 2. Resistir a lo negativo y el 3. Insistir, insistir, insistir…

Los niños aprendían y se divertían con los cuentos y talleres de Un punto curioso: Tenemos un Plan… ¡de lectura!; La cocina encuentada: Cuentacuento gastronómico Cervantes-El Quijote; Pedro III: Magia en los libros; Fernando Pérez Hernando: Si lees, ves; Violeta Monreal: Arte travieso; Rafael Ordóñez: ¿Qué te cuentas?. Mientras, los adultos aprendíamos con las experiencias de éxito de la fantástica y ejemplarizante Biblioteca Escolar CEIP San Gil (Cuéllar, Segovia); del Club de lectura virtual llevado a cabo en la Biblioteca Municipal de Dueñas; y de Ilustralaguna en la Biblioteca Municipal de Laguna de Duero, una rica ensalada aderezada por los comentarios del experto chef y especialista en literatura juvenil, Lorenzo Soto.

flij2

Y antes de la actuación musical con la que terminó el festival, Inés Miret, Florencia Corrionero Salinero, Ramón Llorens y Leandro González Martín con la moderación de Mar Sancho Sanz cuya participación se puede ver en este vídeo, hablaron de Lectura digital. Algunas de esas ideas de esta mesa fueron: la necesidad de aprender a leer, de disponer de las competencias para la lectura digital en este escenario de incertidumbre que produce el cambio de constante, en el que contrariamente a lo que se pueda pensar se lee mucho, pero es una lectura diferente de una literatura breve y efímera; la necesidad de que los  jóvenes (y no tan jóvenes) contrasten la información y citen las fuentes; la idea de que lectura social requiere un esfuerzo mayor tanto para el lector como el mediador por lo que además tanto los lectores como los bibliotecarios, necesitamos formación, acompañamiento, dinamización y motivación en todo este proceso; la necesidad de  dar el paso en nuestros planes lectores para incorporar la lectura digital; complementar lo analógico y lo digital y usar las nuevas herramientas; la necesidad de que los maestros se adapten a las necesidades de su alumnado y de la mejor manera y desde luego no al margen de las TIC.

Lectura y literatura infantil y juvenil

Por la vocación lectora que inspira a las nuevas generaciones, la literatura infantil y juvenil ocupa un lugar imprescindible en el panorama de nuestras letras. Es la costumbre de leer, adquirida a temprana edad, la que contribuye al desarrollo de las capacidades cognitivas y favorece la destreza narrativa del que sabe observar, recordar y contar lo que ha vivido y leído. La literatura infantil y juvenil tiene la misión de iniciar a los niños en su relación con el mundo de los libros. La lectura es un factor esencial en el desarrollo de su personalidad y en la construcción de su carácter: son por lo que leen.

En este contexto, la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León, considera la lectura el eje transversal de todas las áreas del currículo y la herramienta indispensable para el aprendizaje de todas las materias. En el año 2014, la Consejería de Educación, a través de la Dirección General de Innovación y Equidad Educativa, puso en marcha el actual Plan de Lectura, para adaptar el anterior -del año 2005- a las nuevas necesidades que han surgido en los últimos años en la sociedad del conocimiento derivadas, fundamentalmente, del uso de las nuevas tecnologías (TIC).

La participación de la Consejería de Cultura y Turismo en este evento, también responde a un amplio conjunto de iniciativas de promoción del libro, la lectura y las bibliotecas que se concretan en el II Plan de Lectura de la Comunidad de Castilla y León 2016-2020. El objetivo principal del Plan se centra en los servicios a los ciudadanos, implicando a toda la sociedad en la disposición de todos los medios que necesite para su desarrollo personal, social, económico, laboral y cultural, en el convencimiento de que de esta forma el individuo se incorpora a la sociedad de una manera más crítica, innovadora y creativa. Los ciudadanos alfabetizados, capaces de asimilar y utilizar la información, con competencias informacionales y digitales, hacen posible la innovación en la sociedad digital y del conocimiento. Igualmente, las habilidades en las nuevas formas de comunicación permitirán contar con personas capaces de aportar a la sociedad nuevos elementos de desarrollo económico y social y nuevas creaciones artísticas y literarias, tal vez en nuevos soportes y con otros cánones estéticos. Para ello, la incidencia en el fomento de la lectura en ámbito infantil y juvenil se hace fundamental.

Y ya para terminar, ¿me permitís una pregunta-reflexión personal?: ¿no sería mejor y más eficaz no duplicar esfuerzos y aunar estos dos planes de lectura en uno solo?. Y esto es solo un ejemplo, porque ¿qué pasaría si todos tuviésemos un solo plan lector que nos hiciera remar y avanzar a todos en una sola dirección? Como me temo que estoy empezando a desvariar y a proponer utopías, casi mejor lo voy dejando por aquí… Pero si alguien tiene alguna respuesta a mis preguntas, ruego las comparta con todos… o al menos conmigo, estas cuestiones, a veces, me inquietan y me desasosiegan…

The following two tabs change content below.

Felicidad Campal

En mi vida me debato entre la ilusión y el atrevimiento. Licenciada en Documentación por la Universidad de Salamanca. Desde hace ya más de 15 años trabajo en la Biblioteca Pública del Estado de Salamanca. He compatibilizado su función de bibliotecaria con la de Profesora Asociada en la Facultad de Traducción y Documentación de la Universidad de Salamanca y actualmente coordino el Grupo de Trabajo de Alfabetización Informacional del Consejo de Cooperación Bibliotecaria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *