Espacios de creación para niños y jóvenes - Ana Carrillo. BiblogTecarios

Espacios de creación para niños y jóvenes

El pasado 13 de marzo asistí a un evento TEDx  sobre el juego y su aplicación en diversos campos, entre ellos la educación. Los dos vídeos que se proyectaron sobre educación y videojuegos me resultaron tan inspiradores que me hicieron pensar en qué conexión podrían tener estas ideas disruptivas con las bibliotecas en particular. Y realmente, creo que mucha si pensamos en el modelo de bibliotecas como espacios de creación.

El primero de ellos fue Changing education paradigms, de Ken Robinson, cuyas charlas TED han sido ampliamente difundidas a través de la web, siendo la de 2006 de las más vistas hasta ahora.

Ken Robinson es un líder internacionalmente reconocido, visionario, experto en el desarrollo de la creatividad, la educación y la innovación, que plantea un cambio radical en el paradigma de la educación, proponiendo pasar de las escuelas estandarizadas al aprendizaje personalizado, de modo que se cultive la creatividad y se reconozcan múltiples tipos de inteligencia.

Nuestros niños, dice Robinson, están viviendo el periodo de estímulos más intenso de la historia de la Tierra y sin embargo, están siendo penalizados porque eso les distrae de lo que se les imparte en las escuelas. Estamos haciendo transitar a nuestros niños por la educación, anestesiándolos. Y lo que Ken Robinson propone es todo lo contrario, despertarlos y hacer crecer lo que reside dentro de ellos.

A partir de aquí, me vino a la memoria el movimiento maker, que tan bien nos explicaron Nieves González-Villavicencio o LecturaLab en sus blogs.  Espacios de creatividad que se están imponiendo en las bibliotecas de Estados Unidos, pero que también están apareciendo en centros escolares, museos y otras instituciones. Se trata de bibliotecas enfocadas a la comunidad, cuyos espacios de creación (makerspaces) tienen como fin crear un compromiso con la misma, construir relaciones con los destinatarios de sus servicios, y cuya mayor capacidad y valor es promover la creación de conocimiento: crear materiales que transmitan información y conocimiento, y hacer que los usuarios desarrollen sus propios materiales. niños espacios de creacion

Si Ken Robinson nos hablaba de que el mayor nivel de creatividad está en la etapa infantil, los niños, el movimiento maker ofrece precisamente la oportunidad de transformar la educación, invitando a los estudiantes a ser algo más que consumidores de educación.

Pueden convertirse en hacedores y creadores de sus propias vidas educativas, participantes activos en la construcción de un nuevo modelo de educación del S. XXI que promueva la creatividad y el pensamiento crítico.

En este sentido, resulta sumamente inspirador y una gran fuente de ideas el trabajo de Susan Ballard y Peg Sullivan, presentado en la ALA 2012: Think, Create, Share, Grow: Setting the stage for collaborative inquiry (el archivo tarda unos minutos en cargar, y en algunos navegadores no se visualiza correctamente, pero merece la pena la espera).

También como fuente de referencia es interesante la reciente entrada de Ellyssa Kroski en OEDb Open Education Database, en la que se recogen 16 recursos útiles sobre makerspaces para bibliotecas.

Qué pueden ofrecer los espacios de creación:

  • Oportunidades para modelos participativos de aprendizaje.
  • Espacios de afinidad (affinity spaces) para el aprendizaje informal.
  • Comunidades construidas alrededor de pasiones e intereses comunes.
  • Aprendizaje intergeneracional.
  • Espacios de investigación, experimentación, resolución de problemas, creación.
  • Servir de incubadoras de ideas, laboratorios… para su comunidad.

En qué consisten:

Básicamente son lugares en los que la gente se reúne para crear con tecnología. También están incluidos los niños. Se han instalado en prácticamente todo tipo de bibliotecas: públicas, académicas, escolares…, principalmente de Estados Unidos. Éstas han reconfigurado sus espacios, dejando atrás el centrarlos en las colecciones, y orientándolos hacia un concepto de lugar de creación de conocimiento, de innovación, y de involucración con su comunidad, con un objetivo de educación más amplio: enseñar a sus usuarios a pensar por sí mismos, a pensar de forma creativa.

Qué se requiere de una biblioteca:

Una organización con una cultura y unos equipos innovadores, que dejen atrás las limitaciones del pasado y piensen más allá, con una nueva visión de su comunidad.

Bibliotecas que se lancen a iniciativas de innovación y creatividad, identificando nuevas oportunidades y buscando la colaboración, apoyo y/o financiación de grupos y agentes locales (universidades, pymes, etc.). Ejemplos: The Fab Lab ha creado un Task Force sobre multialfabetización (Transliteracy Task Force).

Involucrar a todo el equipo y crear conversación interna que permita que, desde la plantilla hasta el equipo directivo, todos puedan intercambiar ideas, miedos o compartir pensamientos.

Formación continua de toda la plantilla sobre equipos, tecnología, habilidades de multialfabetización…

Que la comunidad a la que se quiera dirigir tenga facilidad para la tecnología, le guste, tenga motivación o destreza.

Actividades de creación para niños y jóvenes:

Infinitas… Algunos ejemplos:

  • Niños que comparten la realización de robots con piezas de Lego.
  • Jóvenes que crean música digital, películas y juegos con mezcladores y ordenadores.
  • Niños de 8 a 12 años que diseñan e imprimen en 3D sus propios diseños. Como las actividades realizadas en el campamento de verano SuperNova, en colaboración con las bibliotecas universitarias de Halifax, Canadá.

Para ver ejemplos de talleres y actividades para niños es interesante echar un vistazo a The Makery, web de un equipo de makers y educadores de Nueva York que crean talleres para niños y jóvenes inventores de todas las edades, en diversos espacios de creación. A través de su web se puede acceder a su galería de fotos en Flickr, al detalle de los talleres  que organizan o a una charla TED  sobre la realización de makerspaces.

Una guía que puede resultar tremendamente útil para aquellos que quieran instalar un espacio de creación para niños y jóvenes en bibliotecas es Makerspace Playbook, que habla sobre el impacto potencial en la educación, describe los espacios posibles, las herramientas y materiales necesarios, los roles del equipo, las prácticas o los proyectos.

Los espacios de creación son, por tanto, una oportunidad para las comunidades a las que sirven y en especial para sus niños y jóvenes, por el valor que pueden representar en la formación de su pensamiento crítico y creatividad.

 

Para quien no lo conozca, TED es un evento anual en el que se dan cita algunos de los pensadores y emprendedores más importantes del mundo, que comparten lo que más les apasiona: ideas dignas de difundir de cualquier disciplina (como dice su lema, Ideas worth spreading). TED es Tecnología, Entretenimiento y Diseño, pero también muchas más disciplinas: ciencias, arte, diseño, política, educación, cultura, negocios, entretenimiento, tecnología, desarrollo y asuntos globales. Los eventos TED van desde la TED Conference a las charlas (TED Talks) o los eventos locales (TEDx). En total, más de 1.000 charlas disponibles para consulta y descarga gratuita, tanto en línea como a través de su aplicación para móviles (ios o android). Han sido calificadas como “el mejor balneario del cerebro” y “un viaje de cuatro días al futuro”.

Ana Carrillo en Google+

The following two tabs change content below.

Ana Carrillo

Soy una convencida de la capacidad de las organizaciones para crear inteligencia colectiva cuando se potencian mecanismos para la innovación, la colaboración y la búsqueda de talento. En este blog hablo de aquellos temas en los que trabajo y de otros relacionados en los que estoy interesada: intranets, gestión del conocimiento, de la información y de la comunicación interna, inteligencia colectiva, social media interno, bibliotecas y otros.

Latest posts by Ana Carrillo (see all)

Comments

  1. Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *