Para quienes amamos esta profesión y la vivimos al 100%, nada más gratificante e ilustrativo que visitar de vez en cuando otras bibliotecas. Para desvirtualizar compañeros, para visitar a aquellos que ya conoces y tienes ganas de volver a ver, para pasar un rato agradable en un lugar distinto (gastronomía típica mediante), y sobre todo