Internet evoluciona a un ritmo vertiginoso, vaya novedad, diréis. Lo que ayer estaba de moda hoy, ya no lo es tanto, nos acostumbramos a ir dejando cadáveres por el camino e ir sustituyendolos por otros. ¿Quién se acuerda de Fotolog, MySpace o Geocities, cuando tenemos Instagram, Soundcloud o Snapchat?. Pero en ocasiones se producen sorpresas