Buscadores y motores de búsqueda

El mercado de los buscadores

manoDesde una perspectiva económica Internet es un mercado de información en el que, por un lado, están los usuarios que demandan contenido y, por el otro, los sitios web que los ofrecen. Ante los casi 5 billones de páginas web los buscadores se han convertido en los intermediarios o brokers entre ambos.

Los motores de búsqueda forman parte ya de nuestra vida cotidiana y, dentro de ellos, Google es el dueño y señor de gran parte de Internet y, por ende, de nosotros. No sólo es el buscador sino también a su servicio de correo electrónico, su plataforma de publicidad y su extensión al ámbito móvil gracias a Android.

Hace tiempo esto no fue así.  En los primeros tiempos a los sitios web sólo se podía llegar por recomendación o a través de un directorio de enlaces hasta Altavista, Yahoo!, Lycos o Infoseek, entre otros pocos, llegaron a poner un poco de luz con sus barras de búsqueda y sus filtros. Su reinado duró hasta que llegó el spam y los invalidó a finales de la década de 1990. En 1998 apareció Google como un proyecto universitario y en dos años se convirtió en el buscador más grande del mundo. Larry Page y Sergey Brin descubrieron un algoritmo (Pagerank) que medía la relevancia de una página web según el número y la importancia de los enlaces entrantes, lo que permitía ordenar la web.

¿Por qué 16 años después Google sigue liderando?

Primero porque comprendió que la calidad de los resultados es la base de su éxito así que además de trabajar para seguir mejorando el algoritmo, creo equipos para neutralizar la labor de los spammers. Además, con el tiempo los desarrolladores SEO cayeron en la cuenta de que lo mejor era adecuar sus técnicas a la política del buscador.

Segundo, el poder de sus infraestructuras. Tiene el mayor número de data centers para procesar y escanear cada página.

Tercero, adecuar los resultados a las búsquedas en lenguaje natural y desambiguar las consultas, es decir, la búsqueda semántica. Muy bien explicada por nuestro antiguo compañero Evelio Martínez aquí y aquí.

Por último, la incorporación del Knowledge Graph.

¿Qué ocurre con Bing?

En 2011 era una sangría de dinero para Microsoft pero poco a poco ha ido incrementando su cuota de mercado y ha comenzado a ser rentable. Uno de las claves de la mejora sería la llegada de Windows 10, que lleva como navegador predeterminado Edge y que utiliza Bing por defecto. Otra de las claves son los acuerdos que están alcanzando con otros gigantes tecnológicos. Por ejemplo, el firmado con Yahoo, que no contaba con su propio motor de búsqueda, y que firmó a su vez un acuerdo con Mozilla para que usara el buscador de la compañía, que aprovecha la tecnología de Bing. Además de que el asistente personal Siri de Apple también utiliza la tecnología de Bing.

¿Y los otros buscadores más desconocidos?

Sólo hay cinco países o regiones en las que Google no lidera el mercado.

El mercado chino tiene el problema de la censura en Internet y Google se encuentra bloqueado en el 69% del país. Por si fuera poco tiene problemas para satisfacer las necesidades de los internautas chinos al ofrecer pocos resultados de sitios locales y escaso contenido en el idioma. Los idiomas tonales de la región no son acordes al sistema de transliteración que utiliza el buscador por lo que los resultados aparecen con muchos errores.

Baidu y Sogou se reparten la principal cuota de mercado pues al ser empresas chinas cumplen los requisitos establecidos por el Gobierno y no tener problema en bloquear contenidos de países extranjeros.

En Rusia, Ucrania y Kazajstan Yandex domina el mercado —es denominado el Google de Rusia— ya que su gran ventaja es reconocer la inflexión del idioma ruso y estar traducido al inglés. Además ofrece servicios de correo electrónico, una red social para profesionales similar a LinkedIn, una red de publicidad, un servicio de pago en línea para competir con PayPal y ha sacado su propio navegador de Internet.

The following two tabs change content below.

Inma Herrero

En este rincón encontrarás todo lo que me llama la atención como, por ejemplo, el desarrollo de la creatividad, la estrategia y planificación, la gestión empresarial, la gestión de contenidos, la vigilancia tecnológica, la inteligencia competitiva y las redes sociales.

Latest posts by Inma Herrero (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *