Bibliotecarias pioneras - BiblogTecarios

Bibliotecarias pioneras

En este post quería destacar a algunas mujeres bibliotecarias que contribuyeron a mejorar parte del mundo de las bibliotecas, acercar la lectura y, a la mejora y cuidado de los libros. En esta lista he puesto mujeres que se dedicaron con profunda entrega y determinación a la labor que les apasionaba: la biblioteca.

Hipatia

Fue la última directora de la Biblioteca de Alejandría, fue matemática, astrónoma, física y jefe de la escuela neoplatónica de filosofía: un extraordinario conjunto de logros para cualquier individuo de cualquier época. Nació en el año 370 en Alejandría. Hipatia, en una época en la que las mujeres disponían de pocas opciones y eran tratadas como objetos en propiedad, se movió libremente y sin afectación por los dominios tradicionalmente masculinos. Destacó por ser una mujer fuera de las normas ya que no sólo recibió una formación intelectual exclusiva de hombres, sino que nunca se casó, algo inaudito en su época y además llegó a escribir varios documentos, entre ellos, Sobre el Canon Astronómico de Diafanto e incluso llegó a inventar diversos aparatos como el astrolabio y la esferaplana y lo que más tarde se llamaría hidroscopio.

Angelita García Rives 

La primera mujer bibliotecaria en España. Aprobó el ingreso en el Cuerpo Facultativo de Archiveros, Bibliotecarios y Arqueólogos, con una plaza de oficial de tercer grado, en 1913. Un año más tarde, ingresaba, mediante concurso, en la Biblioteca Nacional de España (BNE). Una mujer que brilló en su campo marcado por el mundo masculino de entonces.

María Moliner

Filóloga y lexicógrafa española. Se licenció en 1921 en la especialidad de Historia. Al año siguiente María ganó las oposiciones para el Cuerpo Facultativo de Archiveros, Bibliotecarios y Arqueólogos, siendo destinada en agosto al Archivo General de Simancas, desde el que pasó, en 1924, al Archivo de la Delegación de Hacienda en Murcia y años más tarde, a comienzos de los treinta, al de Valencia.
En el decenio 1929-1939 fue parte muy activa de la política bibliotecaria del país. En los años 40 se incorpora a la Biblioteca de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de Madrid, llegando a ser directora hasta su jubilación en 1970.

Teresa Andrés Zamora

Mujer republicana, fue la creadora de la Biblioteca Popular y de las Bibliotecas en las trincheras. Teresa representa una generación de mujeres republicanas que eran leales a la Segunda República, trabajó sin descanso durante la Guerra Civil, y sufrió el exilio en la Francia ocupada.

Joana Raspall

Bibliotecaria, autora de tres diccionarios de lengua catalana, y pionera del género de la poesía infantil en Cataluña. Marcada desde siempre por el amor a los libros, Joana Raspall accedió a la Escuela de Bibliotecarias y desde entonces trabajó y vivió entre centenares de volúmenes. Se licenció en Biblioteconomía y en 1932 desde la revista Claror inicia una campaña demandando una biblioteca infantil en Sant Feliu de Llobregat. Durante la Guerra Civil salvó libros del fuego y evitó que fueran destruidos por los soldados del ejército del general Franco.

Dita Kraus

A los doce años fue trasladada a Terezín, al campo de concentración de Theresienstadt y fue luego deportada en 1943 a Auschwitz. Allí conoció a Fredy Hirsch, un judío que organizó una escuela para niños en el campo familiar BIIb de Auschwitz II-Birkenau, y que incluía una biblioteca clandestina formada por solamente ocho libros. Dita fue la encargada de cuidar y esconder esos ocho libros para que los nazis no los descubrieran.

Suzanne Briet

Fue bibliotecaria e historiadora y una importante pionera en el mundo de la documentación. También fue conocida como Suzanne Dupuy o Madame Documentation. Fue una de las tres primeras mujeres reconocidas como bibliotecarias profesionales en la Biblioteca Nacional de Francia. Allí estuvo a cargo de la Sala de Catálogos y Bibliografías de 1934 a 1954. Durante este periodo puso a disposición de los usuarios bibliografías que hasta entonces formaban parte de fondos de acceso restringido, organizó índices suplementarios y desarrolló un servicio de orientación bibliográfica.

A partir de los años 20, Suzanne Briet participó activamente en el desarrollo de la Documentación, tanto a nivel nacional como internacional. En 1931 participó en la fundación de la Union Française des Organismes de Documentation UFOD (Unión Francesa de Organismos de Documentación). En 1951 fue nombrada Directora del Institute National de Techniques de Documentation y más tarde Vicepresidenta de la FID, Federación Internacional de Documentación.

Henriette Avram Davidson

Fue una bibliotecaria y programadora informática estadounidense que desarrolló para la Biblioteca del Congreso (EE.UU.) el formato MARC 21 para catalogar documentos de manera automatizada, un formato que sería aplicado en la comunidad bibliotecaria internacional. Avram tuvo que reciclarse en Biblioteconomía cuando fichó por la Biblioteca del Congreso en 1965. Allí lideró el proceso de automatización del fondo bibliográfico y su control, llamado Marc Pilot.

El desarrollo del formato MARC a finales de 1960 y principios de 1970 en la Biblioteca del Congreso tuvo un efecto revolucionando sobre la práctica de la biblioteconomía, haciendo posible la automatización de muchas funciones de biblioteca y el intercambio de información bibliográfica electrónicamente entre las bibliotecas.

Sadie Peterson Delaney

Fue la principal bibliotecaria del Hospital de Veteranos en Tuskegee, Alabama, durante 34 años. Ella también conocida como una pionera por su trabajo con la biblioterapia. Ella define la biblioterapia como, “el tratamiento de los pacientes a través de la lectura seleccionada“. Delaney desarrollado muchos programas especiales para los pacientes.

Gratia Alta Countryman

Bibliotecaria que dirigió la Biblioteca Pública de Minneapolis de 1904 a 1936. Fue pionera en muchas maneras de hacer la biblioteca más accesible y fácil de usar para todos los residentes de la ciudad, independientemente de su edad o posición económica.

Gratia A. Countryman propuso en 1893 la creación de bibliotecas itinerantes, basadas en las ya existentes en Nueva York, compuestas por lotes de 25-50 libros que se llevarían a diferentes instituciones donde se dejaban durante seis meses para ser consultadas por el público.

Marie Pellechet

Aunque no fue estrictamente bibliotecaria sí realizó el Catalogue général des incunables des bibliothèques publiques de France (1905)

Jessie Carson

Bibliotecaria de la New York Public Library, que gracias al Comité Americano para las Regiones Devastadas (CARD) fundó una escuela de bibliotecarios para la Biblioteca Americana de París en 1922.

Añado otras pioneras gracias al artículo de SEDIC:

  • En el S. XIX: Gratia Alta Countryman y Clara Baldwin creando las bibliotecas ambulantes en el estado de Minnesota.
  • En el S. XX: Creado por mujeres y conducido, también, por un grupo de mujeres con su Biblioteca móvil a caballo, con estos animales podían acceder a las aldeas de las zonas abruptas e inaccesibles de los Montes Apalaches.
  • En el S. XXI: Teolina Higueras creando el programa BiblioLancha en Chile.

Aurora Díaz Plaja

Cursa los estudios de Biblioteconomía en la Escuela Superior de Bibliotecarias de la Generalitat de Catalunya y Periodismo en la Escuela Superior. Vinculada al bando republicano, durante la guerra civil española se va encargar de llevar el Bibliobús a las primeras líneas del frente. Entre 1963 y 1973, dirigió la Biblioteca Infantil del Parc de la Ciutadella. Más tarde trabaja como bibliotecaria de la Red de Bibliotecas de la Diputación de Barcelona.

Ha sido, además, escritora, crítica literaria, autora de numerosos libros infantiles, traductora, profesora, especialista en literatura infantil y ha colaborado en diversas publicaciones periódicas.

En su honor, la Associació d’Escriptors en Llengua Catalana (AELC) y la Fundació Caixa Penedès crearon en el 2001 el Premio Aurora Díaz – Plaja de difusión de la literatura catalana para niños y jóvenes.

Desde junio de 1986 y durante varios años estuvo estrechamente vinculada al Centro Internacional del Libro Infantil y Juvenil de la Fundación Germán Sánchez Ruipérez. Con su orientación profesional se constituye el Centro de Documentación e Investigación de Literatura Infantil y Juvenil de Salamanca.

Para finalizar, quiero señalar la iniciativa que está realizando la American Library Association (ALA): Las mujeres en la historia de las bibliotecas, una convocatoria pública para recuperar la historia de mujeres que han hecho una contribución importante y duradera a la biblioteconomía o a la biblioteca del barrio o de la ciudad, sean o no sean bibliotecarias. Las historias enviadas son publicadas en la página: Women of Library History

Y si sabéis de alguna bibliotecaria más dejádmelo en comentarios para ir añadiendo a esta lista de pioneras.

The following two tabs change content below.
En este cuaderno iré exponiendo temas de actualidad en el mundo de Internet, social media, blogs, herramientas; también ideas para fomentar la lectura, y todo lo que esté vinculado al mundo de la biblioteconomía, archivística, historia, arte y documentación.

Comments

  1. By Isabel Sánchez

    Responder

  2. By Ana

    Responder

    • Responder

  3. By Luisa Mora

    Responder

  4. By soledad jaime

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *